Esperando al Viento

El Tribunal Supremo fomenta el Separatismo

Rafael Cid en Rojo y Negro (artículo completo):

Sin sociedad civil no hay democracia. Pero puede haber democracia sin sociedad civil. Formal, convencional y teleológica (con teórica separación de poderes, imperio de ley, constitución, votaciones regulares, etc), pero no real ni axiológica (con garantismo de libertades, respeto de las minorías, soberanía popular y una participación en la cosa pública entre libres iguales y racionales). O si no, basta con ver la reciente sentencia del Tribunal Supremo dejando sin “voz” política a una parte de la ciudadanía vasca que podría oscilar entre un 10 y un 15% de su censo.

[…] Por un puro juicio de intenciones tarifadas por ese adefesio jurídico que es la llamada Ley de Partidos, a un sector activo de aquel pueblo se le niega el “sagrado” derecho de sufragio. El Estado español les quiere como contribuyentes pero les niega sus derechos políticos y civiles más esenciales. Los convierte en “apátridas”, en “sin papeles”, lo que en el contexto del contencioso en que el asunto se ventila es como si a uno le retiraran la pista de aterrizaje cuando está a punto de tocar tierra para volver a casa por Navidad.

[…] Pero ahora estamos en el siglo XXI, con dos generaciones por medio y con un gobierno socialista en el puesto de mando (este es el hecho diferencial y alucinante) y nada queda ya impune en la experiencia ética. Por si a alguien le interesa, el economista y sociólogo Albert O. Hirschman tiene estudiado en su libro “Salida, voz y lealtad” las consecuencias de un sistema que usa el monopolio de la fuerza para fomentar el separatismo de sus miembros al negarles su propia identidad. “(Cuando) la salida se considera una traición y la voz como una motín- dice -, a largo plazo, tales organismos tienen menos posibilidades de vida que los otros”. Y la politóloga Chantall Mouffe, recuerda que incentivar la cultura del enfrentamiento antagonista (relación amigo-enemigo) en vez de promover el democrático duelo agonista (relación con el adversario) es una práctica totalitaria ya teorizada por el ideólogo filonazi Carl Schmitt.

9 mayo, 2007 - Posted by | Uncategorized | ,

1 comentario »

  1. […] leyendo en Esperando al Viento Jimmy Jazz, 23:28 – Archivado en Política, Sociedad, Nacionalismo. […]

    Pingback por PLANET www.Red Progresista.com » Blog Archive » El Tribunal Supremo fomenta el Separatismo | 9 mayo, 2007 | Responder


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: